Patricia Lence, en la modalidad de Sabor, y Andrés Rodríguez, en la categoría de Dificultad y Presentación,  han conseguido el primer puesto en el concurso de paellas celebrado este sábado en el Real Club Marítimo de Melilla.

El concurso de paellas ha sido la última actividad organizada por el Real Club Marítimo durante estas fiestas patronales.

Los participantes han tenido tres horas para preparar sus platos, antes de que el jurado, compuesto por cinco socios de la entidad, puntuase cada paella.

Una competición gastronómica que año a año se supera. En esta edición, el número de participantes ha supuesto un récord, con treinta y cinco paellas y siendo más de mil doscientas personas las que este sábado han podido degustar paella en las instalaciones del Club Marítimo.

Este año se han cambiado las normas del concurso de paellas y los participantes han competido en dos modalidades distintas «Sabor» y «Dificultad y Presentación», repartiéndose cuatro premios en cada categoría.

Patricia Lence ha ganado en la modalidad de «Sabor» por delante de Dolores López, Juan José Ortega y Antonio Calduch.

Mientras que Andrés Rodríguez ha alcanzado el primer puesto en la categoría de «Dificultad y Presentación». Pablo Rivas, Jesus Márquez y Antonio Llerandi han logrado el resto de premios de esta categoría.

El concurso gastronómico concluyó con la entrega de galardones en la carpa instalada en la zona náutica. El presidente y los vicepresidentes de la entidad, José Manuel Calzado, Rafael Imbroda y Jerónimo Pérez respectivamente, han sido los encargados de entregar los premios.

Esta edición del concurso de paellas de feria del Club Marítimo ha destacado por el número de participantes. Se ha superado los concursantes de la última edición, con un total de treinta y cinco equipos, que han creado un gran ambiente durante la elaboración de las paellas. De hecho, se tuvieron que habilitar tres zonas para preparar las paellas, puesto que el habitual escenario se quedó pequeño.

Al margen de las paellas que se presentaron al concurso, el propio Club Marítimo elaboró cuatro grandes paellas para invitar a almorzar a sus socios, en una jornada festiva, que ha sido todo un éxito dado el elevado número de participantes.